Euro versus dólar, y el fantasma de “Europa” tras el 11-S


Flag of Maastricht

Image via Wikipedia

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=3mcjgvzlJQI?fs=1]

Ramón Fernández Durán, miembro de Ecologistas en Acción( Enero del 2002)

La UE, como proyecto institucional, se puede decir que ha tenido un papel prácticamente irrelevante en la evolución de los acontecimientos tras la crisis del 11-S, si se exceptúa la actuación del Banco Central Europeo en los días posteriores a dicho acontecimiento. Se ha confirmado, pues, en gran medida, la aseveración de que “la UE es un gigante económico, un enano político y un gusano militar”. 
Y todo esto ocurría a escasas semanas de que el gran proyecto de la Unión, la instauración del euro, se convirtiese finalmente en realidad, al circular ya físicamente (monedas y billetes) desde enero de 2002 en doce países comunitarios. La idea de la creación de una moneda común para el “proyecto europeo” se empieza a plantear desde principios de los setenta (informe Werner, 1970). Pero posteriormente esta propuesta entra en crisis, a pesar de que la quiebra del sistema de Bretton Woods (1971-1973), con el fin del patrón dólar-oro y de los cambios fijos entre las distintas divisas mundiales, obliga a los países comunitarios a establecer mecanismos de anclaje entre sus diferentes monedas para hacer frente a la volatilidad de los tipos de cambio.

 Un mercado comunitario progresivamente unificado no podía coexistir con diferentes divisas, de muy diverso peso, que fluctuasen a su aire. Es por eso por lo que cuando se decide en 1985 la creación de un Mercado Único(no sólo de productos manufacturados, sino también de servicios, capitales y personas), que significa asimismo la concreción del giro neoliberal en las políticas comunitarias, se contempla éste como una primera etapa, previa a la instauración de una moneda única.Este era el gran proyecto de las elites económicas y financieras europeas que más tarde quedaría plasmado en el Tratado de Maastricht (1991-1993), que crearía la Unión Europea (Fdez Durán, 1996).El grueso de este Tratado tenía un carácter eminentemente económico, y en especial monetario (Unión Económica y Monetaria), de obligado cumplimiento, y tan sólo se esbozaba la Política Exterior y de Seguridad Común (PESC) y la Política Interior y de Justicia Común, que seguían siendo competencia de los Estados miembros. El predominio, pues, de lo económico-monetario sobre lo político y lo militar en el “proyecto europeo” era manifiesto, lo que quedaría plasmado en el poder omnímodo que se le confería al Banco Central Europeo (BCE). El BCE nacía blindado de cualquier intromisión política, y por supuesto social, y se convertía en un instrumento de defensa de los intereses de las élites económicas y financieras europeas. Más tarde, en los Tratados de Amsterdam y Niza –aún sin ratificar por los Quince-, se ha intentado dotar a la UE de una mayor dimensión política y militar, acorde con esos intereses. Sin embargo,debido a las discrepancias internas entre los Estados, y asimismo a las presiones de EEUU ejercidas a través de la OTAN, y de distintos países miembros (en especial, pero no únicamente, Gran Bretaña), no se puede decir que el “proyecto europeo” tenga todavía una estructura consistente, de alcance comunitario, en estos terrenos.

Además, la UE  está embarcada en un ambicioso proceso de ampliación, especialmente hacia el Este, lo que complica adicionalmente la construcción (y legitimación) de un edificio político-institucional y un proyecto militar autónomo, común,** Este texto es un material de trabajo para un futuro libro del autor sobre el 11-S y sus consecuencias que sacará la editorial Virus, y pretende servir de aportación a la campaña contra la presidencia española de la UE: “Contra la Europa del Capital y la Guerra. Globalicemos las resistencias. Otro mundo es posible”.

En 1972 se adopta la Serpiente Monetaria Europea, y en 1979 se aprueba el Sistema Monetario Europeo, un mecanismo más elaborado y complejo que vinculaba las diferentes divisas europeas entre sí.

 

 

  

 

Si bien, está prevista la creación de una Fuerza de Reacción Rápida que, en principio, debería estar operativa para 2003, aunque en ella parece que no participarán, en principio, todos los países comunitarios.Esta es la causa principal de que en la situación posterior al 11-S, la UE como proyecto político y militar propio haya estado absolutamente ausente, y que en todo caso el protagonismo (totalmente dependiente de EEUU) haya recaído sobre los principales Estados de la Unión, con Gran Bretaña (un paísque no está en el euro) ejerciendo de principal valedor la política exterior “común”. Y ésta es también una de las causas principales de la hasta ahora debilidad del euro, que se ha devaluado desde su inicio (1999) del orden de un 25%, y de que no haya actuado como moneda refugio en los momentos posteriores al 11-S. Detrás de una moneda que el capital europeo pretende que sea fuerte, y que se propone disputar al dólar su papel de divisa de reserva internacional, siempre hay, o tiene que haber, un poder político y militar asimismo fuerte que la respalde. Cosa que, por ahora, dista de ser un hecho.Hay en marcha distintas iniciativas para coordinar los diferentes mercados financieros europeos
En la UE hay mucho dinero, pero quizás, hasta ahora, no tantas oportunidades de inversión, o no lo suficientemente atractivas, o rentables, mientras que en EEUU pasa (o pasaba) al revés, es decir, hay más inversiones que capital. La razón es que acuden capitales del resto del mundo, y en concreto de la UE, para financiar las inversiones en sus mercados, lo que favorece (o ha favorecido) principalmente a sus grandes empresas, y a los ciudadanos estadounidenses que juegan en bolsa (casi el 50%).

El euro, un proyecto del capital europeo para su expansión mundial ****

 

El euro tan sólo representa menos del 15% de las reservas de los bancos centrales del mundo (por su debilidad y depreciación respecto a la divisa estadounidense), frente a casi el 70% del dólar. En lo que respecta al mercado de bonos (títulos de renta fija) su importancia es algo superior, pero aún así los bonos denominados en euros representan el 33% del mercado, frente al 50% de los denominados en dólares. El peso del euro en los intercambios comerciales de materias primas es escaso, puesto que la mayoría de ellas todavía se denomina en dólares. Y como moneda de pago internacional, en general, es usada todavía en menos del 20% de las transacciones mundiales

(VVAA, 2001).
 

De cualquier forma, las ventajas para el capital europeo de la introducción del euro son aún más amplias. El euro está presionando a todos los países comunitarios para una intensa reforma del mercado laboral, con el fin de flexibilizarlo (precarizándolo) eliminando “rigideces” (conquistas laborales). Esto será un incentivo para atraer inversiones del resto del mundo (o para que no se vayan a EEUU, que tiene un mercado laboral enormemente desregulado). Y además, internamente, una vez eliminada la posibilidad de devaluación respecto de otras divisas europeas, la única manera de ganar en competitividad es abaratar los costes de producción de índole laboral, o reducir impuestos a las inversiones, para atraer éstas a un país determinado. La nueva moneda está posibilitando también una mayor transparencia de los precios y una intensificación de la competitividad, lo que juega a favor de las empresas de mayor productividad, que suelen ser las que tienen una mayor inversión en capital. El euro obligará, asimismo, a una mayor convergencia de las políticas económicas de los distintos estados de la UE, quitando aún más capacidad de maniobra autónoma a éstos, que se ven constreñidos adicionalmente por

la camisa de fuerza que supone el Pacto de Estabilidad; lo cual está suponiendo la imposición a escala europea de las políticas neoliberales y una auténtica voladura (controlada) del llamado “estado social” de base “nacional”, que están acelerando los procesos de precarización y exclusión social. El pacto de Estabilidad implica una importante cesión de soberanía de los distintos Estados, que ayuda en el arduo camino de construir un proyecto político-institucional (y militar) acorde con los intereses del capital en el espacio europeo. Y el euro permite, fundamentalmente a Alemania, el principal actor en la UE, consolidar una moneda de alcance mundial, superando la base económica del marco, que era mucho más restringida. No por casualidad, la sede del BCE está en Frankfurt.
El Pacto de Estabilidad obliga a los Estados a ir caminando hacia el déficit cero, endureciendo pues los criterios de convergencia de Maastricht, y contemplando fuertes multas en caso de incumplimiento, es decir, si se sobrepasa un déficit de más del 3% del PIB, al que sólo está permitido llegar en tiempos de crisis.
 Por derechos de señoreaje entendemos el que es una moneda de curso internacional que es aceptada como divisa de reserva, lo que supone una especie de crédito para el país que la emite.
 
De cualquier forma, es previsible que en los próximos años se intensifique la pugna entre el euro y el dólar por convertirse en la divisa de referencia en los mercados sectoriales (energía, materias primas…), donde el protagonismo del dólar por ahora es incuestionable, y en los distintos mercados geográficos (Latinoamérica, Asia y en concreto África; en este sentido, el proyecto del área de libre comercio del Mediterráneo para el 2010 presiona en esa dirección). Y como no, también, en el suculento mercado del narcotráfico y del dinero negro en general. No por casualidad el Banco Central Europeo ha emitido billetes de un valor facial enorme: los de 500 euros, cuyo objetivo es penetrar en esos mercados mafiosos donde hasta ahora domina, también, el dólar. Caminamos poco a poco hacia un mundo donde existirán dos o tres divisas (la tercera, probablemente el yen), en el que los estados periféricos perderán toda la soberanía monetaria, y en donde el poder, y la violencia (caso de Argentina), de las principales monedas se impondrá especialmente en sus respectivas áreas de influencia. Máxime si se mercantiliza el acceso al control de todo tipo de recursos (agua, tierra, biodiversidad…) a través de la OMC, que consagrará el dominio absoluto del dinero a escala planetaria, y del poder de aquellos que lo emiten.
Pero para que el euro gane terreno al dólar es imprescindible que la UE logre consolidar un proyecto político-institucional consistente y legitimado, y una fuerza militar autónoma, potente y operativa, que es lo que valoran los mercados de capitales de cara a dar el espaldarazo final a una moneda que, aunque no se formule explícitamente, aspira a disputar al dólar su cetro mundial. Y también cabrían formular determinadas reflexiones sobre cómo se han desarrollado los acontecimientos desde el 11-S, a partir de esta perspectiva, es decir, desde la rivalidad dólar-euro

——————————————————————————————————————————————————–

http://www.cotizalia.com/valor-anadido/2011/estamos-buenos-primera-privatizacion-griega-primer-20110714-5807.html#

About hilde2008

Pintora Autodidacta Siempre he experimentado la vida como una sucesión de etapas existencialistas no exentas de sus inherentes crisis, y me ha dado curiosidad indagar en todos los ámbitos de la experiencia humana para comprenderme mas a mi misma y a los demás. Cualquier experiencia negativa me llevó a esta búsqueda aunque siempre supe que dichas experiencias las estaba creando yo, la mayoria de las veces, porque " el lado oscuro " era demasiado enigmático y deseaba investigarlo, el inconsciente rige a su manera. Por otro lado..: No soy una Maestra señor Maestro... No soy un ser hiperevolucionado, esas cosas tienen el riesgo de que uno acabe sufriendo por poseer un ego inflaccionado. Sigo mi ruta intentando no desconectarme demasiado y este era y ha sido siempre mi propósito desde que recuerdo...Lo que hoy defenderia y lo que hoy rechazaria es lo mismo que cuando tenía 15 años pero entonces la oposición a cualquier manifestación crítica e innata contra la inercia establecida del absurdo no tenía voz ni nombre en plena transición, y menos en una mujer..mucho menos en una niña. Lo siento por los Sacerdotes de la Panacea Eterna, siempre he caminado en solitario y si alguien me acompaña lo doy por bien venido pero es dificil que vaya a gustarle a todo el mundo y ni lo pretendo..Si alguien se siente molesto ..." al que le pica es que ajos mastica "...Mejor que haga como Aznar : ignorar al menos aparentemente.. Me inspira todo el mundo y todos somos copartícipes de todo. En este blog hay mayoritariamente enlaces que me he atrevido a publicar, si alguien se siente molesto no tiene mas que decirlo y lo borraré. Dichos enlaces y referencias de y a los mismos no implican que yo " comulgue " al 100% con todo lo que se expone, algunos plenamente y otros son simples noticias que me parecen de interés. A veces creo mas en los silencios que en las palabras así, quien me conoce, sabe lo subliminal que se puede esconder de mi propia " persona "( persona viene del griego y..) tras todo ello. No estoy afiliada a ningún partido político ni me identifico totalmente con alguno en concreto, no pertenezco a ninguna secta minoritaria ni mayoritaria como las múltiples iglesias porque Iglesia somos todos como hacienda somos todos aunque tal vez no equitativamente... Por ello gracias a todos los que de una forma u otra hacen posible la libre expresión.
Esta entrada fue publicada en CRISIS, ECONOMIA, GLOBALIZACIÓN, política y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s